Potoko Vest

Buenas mis knitters!

Nadie dijo que ser madre seria fácil. Este es el motivo por el que no actualizo el blog como me gustaría. Si tengo tiempo libre lo dedico a tejer (aparte de hacer cositas en casa). Ya casi no puedo ni leer... con lo que era yo! Seguro que os pasa a muchas de vosotras.

Cuando Luka nació mi vida cambio a una velocidad vertiginosa. Al quedarme embarazada me quede en paro. En principio, aunque lo daba por hecho, ya me había hecho la idea de que cuidaría a mi txikitin y lo disfrutaría ya que esto solo se vive una vez en la vida y me lo podía permitir. Ahora si que pienso que mi vida profesional se ha parado. Tengo una carrera y varios cursos a mis espaldas, he estudiado mucho para ahora estar unos añitos sin trabajar, sin la experiencia que muchos trabajos requieren... en fin, la sociedad nos pone trabas constantemente. He de decir que no soy una persona que le gusta estar parada y soy muy exigente conmigo misma. Siempre quiero hacerlo todo perfecto y me machaco mucho para conseguirlo aunque acabo pensando que no es lo bastante bueno. Esto me ha pasado con el trabajo, el tema del tejer y ahora también me pasa con la maternidad. Pienso que debería de hacer algo mas o que no hago lo suficiente.

En el momento que Luka estaba en mi tripa no pensaba lo que sentiría al tenerlo en brazos. Se oye mucho lo de la depresión postparto. Yo no la sufrí, pero si que sentí un apego hacia el bestial. Y eso que yo no era nada niñera. A veces por lo que sentía me veía como si fuese mala persona. Me dolía que los demás le cogieran, le dijesen mi niño (porque lo consideraba solo mío, posesión)... yo lo quería hacer todo (quiero seguir haciéndolo todo) y si no era yo, que fuese mi pareja. Se que los de mi alrededor quieren mucho a mi txikitin pero era un sentimiento incontrolable que me hacia daño. Gracias a que el tiempo lo cura todo este sentimiento ha ido aminorando. Una vez leí que el cordón umbilical sigue estando ahí, invisible, y que poco a poco se estira y me lo creo. También pienso en que somos como los animales cuando paren. Protegen a sus crías pese a todo y así me siento yo. Aixxxx... las hormonas que las tenemos como en una montaña rusa. Me tranquiliza saber que no soy a la única que le ha pasado y que tampoco soy un bicho raro ni una especie en extinción. 

El caso es que cada vez tengo menos tiempo para mi. En realidad estoy encantada de poder pasar cada momento con el. Aunque llega un punto en el que agota. Son 24 horas con el y no hay mas socialización que no sea el y su atmósfera. Es un sentimiento contradictorio, quiero tiempo para mi pero no quiero dejar ni un momento de estar con el. Quien me entienda que me compre. Aún no ha llegado el momento de dejar a mi hijo con nadie si no es con su padre. Se que si tuviese trabajo y no me quedase otra es lo que me tocaría. Pero ahora mismo mi trabajo es el. Y soy feliz de que lo sea aunque a veces este cansada. 

En definitiva y mi conclusión después de comerme mucho la cabeza (me hago daño a mi misma), no me pienso separar de el ni un solo segundo porque quiero estar con el. En eso es lo que tengo que pensar. En que los dos estemos bien y el es feliz a mi lado. Dejar a un lado lo que los de mi alrededor comenten de una vez por todas: es que esta acostumbrado a estar solo contigo, tienes que hacerle esto, no le dejes hacer tal, le tienes que dar esto para... bufff!!! No puedo dejar que las malas vibraciones me cautiven y no me dejen disfrutar de lo mas bonito que tengo. Me encanta ver y vivir cada etapa y avance de mi txitikin. Eso no me lo puede quitar nadie. 

Otro tema sería si con mi apego le estoy haciendo daño a el. Hay un montón de teorías pero al final lo que cuenta es que lo que haga cada madre si lo hace con el corazón esta bien hecho. Sobretodo no escuchar a nadie y hacer lo que una sienta. 

Mi consejo para las madres primerizas, ninguno. Hacer lo que veáis que este bien y disfrutarlo.

Madre mía, me he liado. Por una vez que me dejan escribir me lío. Necesitaba desahogarme porque a veces esto satura y he pasado unas semanas un poco malas. Mi vida ha cambiado tanto que me esta costando hacerme pero lo veo y no lo cambiaría por nada en este mundo.

Hoy os traigo un chaleco super xalado para bebes de 12 meses. Tener en cuenta que siempre lo podréis modificar si tenéis las medidas y hacéis la muestra de punto.



Materiales:
  • 1 ovillo de algodón de we are knitters
  • Agujas de 5mm


Puntos utilizados:
  • Punto elástico 1x1. 
  • Punto copito. Cuando toque hacer el copito se hará lo siguiente:
    • Tejer 3 puntos revés, sin sacar la aguja tejerlos al derecho, sin sacar la aguja tejerlos al revés. Así obtendremos 3 puntos. 
    • Aquí os dejo el enlace de como se hace el punto copo de nieve. blog wak copo de nieve

Medidas:

  • Espalda: 29cm de ancho y 30cm de alto
  • Delantero: 11cm de ancho y 30cm de alto



PATRÓN

Espalda
  • Montar 55 puntos.
  • 6 vueltas a punto elástico 1x1 (Pder, Prev)
  • 62 vueltas a punto jersey con copitos.
    • 2 vueltas a punto jersey
    • 3. vuelta: 2PDer, copito, (3PDer, copito), 2PDer.
    • 3 vueltas a punto jersey
    • 7. vuelta: 2PDer, (3PDer, copito), 5PDer.
    • 3 vueltas a punto jersey
    • Repetir el patrón de color azul hasta la vuelta 62. Ten en cuenta que hay que hacer la sisa.
    • Empezamos la sisa en la vuelta 34.
      • Disminuir al principio de cada vuelta: 2puntos, 2puntos, 1punto, 1punto, 1punto. En total disminuiremos en cada lado (10 vueltas) 7 puntos quedándonos con 41 puntos centrales. Con estos puntos seguiremos el patrón hasta la vuelta 62.
    • En la vuelta 63 cerraremos los puntos.

Delantero derecho
  • Montar 20 puntos.
  • 6 vueltas a punto elástico 1x1. Los 3 primeros puntos (borde) a punto bobo y los 17 puntos restantes a punto elástico.
  • 62 vueltas a punto jersey con copitos + el borde (los 3 primeros puntos en la vuelta impar siempre a PDer). Lo que detallo a continuación se hará después del borde.
    • 2 vueltas a punto jersey 
    • 3. vuelta: copito, (3PDer, copito), 2PDer.
    • 3 vueltas a punto jersey
    • 7. vuelta: (3PDer, copito), 5PDer.
    • 3 vueltas a punto jersey
    • Repetir el patrón de color azul hasta la vuelta 62. Ten en cuenta que hay que hacer la sisa.
    • Empezamos la sisa en la vuelta 34.
      • Disminuir al principio de la vuelta revés: 2puntos, 2puntos, 1punto, 1punto, 1punto. En total disminuiremos (10 vueltas) 7 puntos quedándonos con 13 puntos. Con estos puntos seguiremos el patrón hasta la vuelta 62.
    • En la vuelta 63 cerraremos los puntos.

Delantero izquierdo
  • Montar 20 puntos.
  • 6 vueltas a punto elástico 1x1. Los 3 últimos puntos (borde) a punto bobo y los 17 puntos restantes a punto elástico.
  • 62 vueltas a punto jersey con copitos + el borde (los 3 últimos puntos en la vuelta impar siempre a PDer). Lo que detallo a continuación se hará antes del borde.
    • 2 vueltas a punto jersey 
    • 3. vuelta: 2PDer, copito, (3PDer, copito).
    • 3 vueltas a punto jersey
    • 7. vuelta: 5PDer, (3PDer, copito).
    • 3 vueltas a punto jersey
    • Repetir el patrón de color azul hasta la vuelta 62. Ten en cuenta que hay que hacer la sisa.
    • Empezamos la sisa en la vuelta 35.
      • Disminuir al principio de la vuelta impar: 2puntos, 2puntos, 1punto, 1punto, 1punto. En total disminuiremos (10 vueltas) 7 puntos quedándonos con 13 puntos. Con estos puntos seguiremos el patrón hasta la vuelta 62.
    • En la vuelta 63 cerraremos los puntos.
Y tata tachan...


Feliz semana mis knitters. Espero ver a vuestros pequeñines con sus #potokovest 




Comentarios

  1. Hola Ana,
    me ha emocionado mucho leer tus reflexiones de madre, sobre todo porque yo también he pasado por ahì (y tengo un post pendiente parecido al tuyo!). Entiendo perfectamente lo del apego que sientes hacia tu pequeñito, porque yo tambien lo sentìa (bueno, aùn està ahì, pero como dices tu, disminuye con el tiempo su fuerza). En mi caso, no dejè River con nadie hasta los 9 meses. Le daba pecho, y como mucho la dejaba un par de horas con mi suegra (pero porque se ponìa super pesada con tonterias como "es que no me la bajas nunca, nunca la veo", y la veia todos los domingos cuando ibamos a comer. pero mi suegra es un tema a parte).
    Cuando empezó a comer solidos, fue un poco mas facil, a parte de que River es muuuuy sociable, entonces empezé a dejarla con mi suegra mas horas, y redescubrì lo que era ser yo sola. Me sentìa (y sigo sentiendome) culpable cuando no estaba conmigo, pero yo si que padecì algo de depresión y me hizo muy bien desconectar.
    Ahora, con 15 meses, pasa uno o dos dias a la semana con los abuelos (debido sobretodo al hecho de que seguimos de reforma en casa y hay dias en que para ella es mejor estar con ellos en el campo, que en casa con todas las limitaciones de la reforma).
    Te he dejado un papiro de comentario, lo siento, pero me ha hecho sentir mejor saber que no soy la unica que tiene "celos" de su hija y que a la vez no la quiere dejar con nadie.
    Gracias por el patrón, es una pasada :) Un besazo a ti y a tu peque!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Hiruki sweater

Unax Scarf

Fresisuis beanie